Gustavo Deveze

Informe preparado por César Da Col

“Ilustrar es un oficio y en ocasiones, además, es un placer. El ilustrador es un obrero, que según sea el caso, debe ceñirse a consignas que pauta la editorial, agencia o cliente de turno. Cierto, se pueden discutir los puntos de vista; pero la sentencia ‘el cliente siempre tiene razón’ aquí sería válida. Ilustrar, también es contar algo por otra vía; a veces sirve para empujar el texto un poco más allá o acentuar cierta escena e intensificar la lectura, o incluso ser el verdadero hilo conductor de una narración, como en ciertos libros-álbum, donde la imagen es la esencia. Como sea, se puede contar desde el humor o la tragedia, desde la pulcritud descriptiva hasta la sacudida expresiva. Tantas formas como personalidades y estados de ánimo puedan existir.”

Gustavo Deveze nació en Buenos Aires en 1964. Es ilustrador, historietista y realizador independiente de animación. En este último campo, también se desempeña como docente de la Carrera de Realización integral de Dibujos Animados en Image Campus, además de dictar clases y talleres en otros ámbitos. Estudió Bellas Artes en la escuela Manuel Belgrano, animación en el IDAC (Instituto de Arte Cinematográfico de Avellaneda), y estudios sobre litografía e informática.

Sobre sus lecturas de infancia, Deveze nos cuenta: “Recuerdo las revistas Billiken y Anteojito, creo que había otras que se llamaban Educando o algo así, y las enciclopedias Lo sé todo y Lo Sé todo de América,; también Sandokan de la colección Robin Hood y recuerdo muy especialmente un libro de lectura de Primer Grado, Yuyito y Yo, con un personaje central que era como un garabato infantil, no se quién lo dibujó pero me encantaba… Las influencias, los autores y artistas admirados me llegaron más de grande, diría que todo empezó después de mis 20 años, en la escuela de Bellas Artes y se profundizó cuando incursioné en la animación”.

Deveze trabajó para muchas editoriales, entre ellas Sudamericana (Los exploradores, de Márgara Averbach, y Cuentos del Sapo, de Graciela Montes), Santillana, Estrada (Algo más que un tesoro, de Franco Vaccarini, y La Odisea), y Kapelusz (Martín Fierro, Mitos y Leyendas Argentinas, en la colección GOLU). Y también para el diario Clarín y las revistas Nueva, Latido, TodaVía, Barcelona y Correo Argentino. Publicó historietas en las revistas ExAbrupto Nº3, SudaMeryK! Nº3 y 5, Gorgonzola Nº 13 y 15 (Francia), y el álbum colectivo Abecedaire (Francia).

Realizó las novelas gráficas El Pollo, con guión de Fabio Zurita (editada en forma independiente), y Colombia, junto con otros autores.

Gustavo Deveze recibió varios premios por su trabajo, entre ellos el Primer Premio Graphonautique. Exploración gráfica -“Academie Delta”, de Angoulême, Francia (2003).

Actualmente se encuentra preparando una historieta para el público juvenil: “Es un proyecto de historieta para público joven —cuenta Deveze— en el que participan otros ilustradores y Didi Grau (escritora e ilustradora) que está coordinando el contenido de los textos. Por ahora está gestado como independiente; pero de un momento a otro podría ser incluído dentro del catálogo de una editorial. Hay otro proyecto, más personal, una novela gráfica en desarrollo, para un público más adulto”.

Para ver más trabajos de Gustavo Deveze, se puede visitar su web http://www.deveze.com.ar, y sus blogs http://bobolobo.blogspot.com (línea infantil) y http://jeneverito.blogspot.com. Y para contactarse con él hay que escribir a jene_verito@yahoo.fr


Así trabajo

por Gustavo Deveze

El sistema de trabajo varía un poco según la técnica o el material con el que decida trabajar. Pero en general, antes de empezar con el boceto de la ilustración, me documento mucho y tomo apuntes si lo que tengo que dibujar es algo que no conozco bien. Y suelo llenar varias hojas de esos “garabatos”. Juego mucho con imágenes en relación a la idea central e ideas secundarias asociadas al tema que me convoque; así voy consiguiendo matices o variantes.

Últimamente combino el trabajo manual “a la antigua” —como tintas, lápices, collage, témpera, etc, sobre papel u otro soporte similar— continuándolo en la computadora, escaneando o fotografiando el trabajo. Con ayuda de una tableta gráfica y algún software (casi exclusivamente el GIMP) hago ajustes, corrijo o agrego colores, redibujo, recompongo, etc. De este modo, el trabajo destinado a ser impreso es digital y, en ocasiones, bastante distinto de lo hecho manualmente.

Este ejemplo es una ilustración que hice para uno de mis blogs, donde generalmente tomo una palabra al azar, la traduzco a algún idioma e ilustro sin pretensión de respetar el sentido estricto del término.

La palabra es “genio” y el idioma elegido el sueco. Después de hacer unas diez variantes del personaje y caligrafía, llegué a esta versión:

Lo escaneé y en la computadora acomodé las cosas en su sitio. Luego, ‘limpié’ la imagen, dejando al papel realmente blanco:

Agregué colores a las distintas áreas y coloreé las líneas:

Después agregué una textura de pinceles (que hice manualmente, con aguada y pincel duro sobre papel) para modular un poco el color plano:

Por último, incorporé áreas de sombras, luces; y ajusté o cambié algunos colores:

Y listo para publicar, ya sea en la web (como este caso, en Bobolobo) o en papel como muchos otros.


Obras de Gustavo Deveze



Dibujos publicados en Bobolobo, el blog del autor.

Dibujos inéditos que integran un proyecto en producción.

2 comentarios sobre “Gustavo Deveze”

  1. normorenov dice:

    Es bien vivaz, cada trazo parece repentino pareciera una aparición repentina


  2. rafael dice:

    Gustavo: muy buenos los trabajos aquí publicados. Sinceras felicitaciones. también me enteré de aspectos que no conocía.
    Un abrazo.
    Rafael


Comentarios cerrados